Árbol genealógico Cien años de soledad

En el día de hoy te voy a hablar sobre el Árbol genealógico cien años de soledad. Empecemos! Cien años de soledad es una magnífica obra nacida desde lo más profundo de la imaginación del reconocido autor colombiano, Gabriel García Márquez.

Este libro le hizo merecedor del Premio Nobel en 1982, tras el rotundo éxito que venía aumentando desde su primera publicación en Argentina, durante el año 1967.

Tal fue la fama de esta insuperable “obra maestra”, que incluso hoy en día se considera una de las principales referencias de la literatura latinoamericana.

De hecho, ha sido traducida en más de 30 idiomas y cuenta con ventas que fácilmente superan los 30 millones de ejemplares comercializados.

Por otra parte, la trama central de cien años de soledad (que detallaremos más adelante), está compuesta por personajes con nombres muy similares, lo cual, quizá ante los ojos de los nuevos lectores represente un poco de confusión, aun así, basta con darle un vistazo al árbol genealógico explicado de los protagonistas de esta historia, para despejar cualquier duda.

En este sentido, nos basaremos en el diseño de la genealogía elaborada por el reconocido narrador y escritor argentino, Martín Cristal, para poder comprender mejor la estructura familiar de Cien Años de Soledad.

Árbol genealógico Cien Años de Soledad
Árbol genealógico Cien Años de Soledad – Familia Buendía

¿De que se trata el libro Cien años de Soledad?

Los “Cien años de Soledad” escritos por García Márquez, describen la historia de una familia forjada a partir del incesto, es decir, relaciones entre parientes.

Pero más allá de eso, narra los acontecimientos que llevan a sus siete generaciones al mismo destino: terminar sin la compañía de una persona amada.

Es así como el afamado escritor colombiano nos presenta los diferentes sucesos que cada descendiente experimenta, reviviendo ciclos repetitivos de amores imposibles y soledad.

Igualmente, Gabo (apodo del escritor) realiza una interesante mezcla entre situaciones que bien podrían ocurrir en la vida real, con otras inclinadas hacia la fantasía.

Por ejemplo, la pareja que inició con el árbol genealógico completo de la familia Buendía, temía tener hijos porque, presuntamente, alguno nacería con cola de cerdo y estaría predestinado a fallecer, acabando con toda la descendencia.

Los hechos se desarrollan en “Macondo”, un poblado ficticio establecido por el más antiguo del árbol genealógico de los Buendía, José Arcadio, casado con su propia prima, Úrsula Iguarán.

Además, a la par del avance de cada personaje, el autor también explica el surgimiento, desarrollo y final del lugar fundado por José.

Árbol genealógico de la familia Buendía

Un dato interesante acerca del primer matrimonio del árbol genealógico de la familia, es que, antes de crear Macondo, habían emprendido un viaje sin retorno.

¿El motivo? José Arcadio asesinó a un hombre que sostuvo un duelo con él y, ahora, el fantasma de su contrincante lo atormentaba.

Fue durante esa travesía, que el esposo de Úrsula se dispuso a levantar un pueblo nuevo en medio de un claro en el bosque.

Tiempo después, la pareja de recién casados consumó su relación y concibió a los siguientes descendientes de los Buendía, sin embargo, es muy útil conocer el árbol genealógico por generaciones a fin de distinguir entre tantas personas con los mismos nombres:

Primera generación: los primos que se casaron

  • José Arcadio Buendía: un verdadero seguidor de las costumbres y novedades de los gitanos que contribuyeron al desarrollo de Macondo. Era tan fuerte como dominante, pero murió atado a un árbol después de enloquecer a raíz del supuesto fantasma que lo llevó a la locura.
  • Úrsula Iguarán: realmente era ella quien se encargaba de administrar los recursos financieros, pues se caracterizó por ser trabajadora, firme y decidida. Ciega y carente de fuerzas, Úrsula perdió la vida durante un diluvio que se prolongó por 5 días, tras una larga vida de soledad.

De esta primera unión marital nacieron tres hijos: el mayor con el mismo nombre de su padre, José Arcadio Buendía, seguido de Amaranta y el coronel Aureliano Buendía, además de Rebeca, una hija adoptiva.

Segunda generación: la época del coronel Aureliano

  • Rebeca: Úrsula la adoptó luego de que, presuntamente, unos primos la abandonaran. Al crecer, contrajo matrimonio con su hermanastro, José Arcadio. Lamentablemente, al enviudar se limitó a una vida de encierro y pasó su vejez totalmente amargada hasta que falleció.
  • José Arcadio: es el primero de los hermanos y se caracteriza por ser bastante impulsivo. En la novela, se va de viaje por el mundo, logrando darle la vuelta unas 65 veces. Tuvo un amorío con una gitana, pero luego de muchos años regresó a Macondo y se casó con su hermanastra, Rebeca, con quien estuvo hasta que fue asesinado.
  • Amaranta: es la menor de los hermanos y al igual que sus familiares anteriores, tuvo un romance con otro pariente, en este caso su sobrino, Aureliano José. Este último era el hijo del coronel Aureliano, pero nunca se casaron. Su destino también fue una vida de amargura y resentimiento. Incluso elaboró su mortaja.
  • Coronel Aureliano: era un revolucionario que batalló en 32 guerras civiles sin éxito alguno. Se casó con Remedios Moscote, quien murió a temprana edad con gemelos en el vientre. Realmente, el coronel pidió la mano de Remedios cuando ella apenas tenía 9 años, pero el matrimonio sucedió después que esta alcanzó la pubertad.

Un dato importante, es que la siguiente generación de los Buendía continuó gracias a las relaciones de Arcadio y Aureliano, fuera de sus matrimonios.

De hecho, ambos hermanos tuvieron a la misma amante, Pilar Ternero, quien se dedicaba a leer el futuro a través de las cartas y dirigir un prostíbulo.

Tercera generación: los 17 Aurelianos y dos hermanos más

  • Los 17 aurelianos: nacieron como resultado de las aventuras que tuvo el coronel Aureliano durante las guerras civiles y cada uno fue de madres diferentes. Ninguno de ellos adoptó el apellido Buendía, por lo que llevaron el de sus progenitoras, pero murieron progresivamente y no continuaron con su linaje.
  • Arcadio: aunque él no lo sabía, era el hijo de Pilar Ternero y José Arcadio. Su madre se encargó de que Santa Sofía de la Piedad, una mujer trabajadora, se hiciera su pareja. Arcadio se dedicaba a la docencia, pero más tarde logró dirigir el pueblo bajo la figura de “dictador”, utilizando a sus estudiantes como una especie de ejército y lo fusilaron.
  • Aureliano José: otro de los hijos del coronel Aureliano fuera del matrimonio. Su madre también era Pilar Ternero, pero fue criado por su tía Amaranta. Tuvo una relación con su tía, de quien se enamoró, aunque también salía con Carmelita Montiel, una virgen de 20 años. Fue asesinado antes de dormir con ella.

El destino de los Buendía se extendió cuatro generaciones más, gracias a los descendientes de Arcadio y Santa Sofía, que fueron Remedios y los gemelos.

Cuarta generación: el período de los gemelos

  • Remedios la bella”: mujer que hacía gala de su apodo, pues contaba con una belleza inigualable, no obstante, quienes intentaban relacionarse con ella, siempre morían. Otro rasgo particular era su personalidad. Vivía ensimismada y aparentaba tener retraso mental. Al morir, ascendió al cielo tanto en cuerpo, como en alma.
  • Aureliano Segundo: él era el más fiestero y glotón, lo contrario a su esposa, Fernanda del Carpio, una mujer religiosa, engreída, neurótica y perfeccionista. Disfrutaba de la compañía de su amante, Petra Cotes, porque a la par de sus vigorosos encuentros sexuales, su rebaño comenzaba a reproducirse inmediatamente.
  • José Arcadio Segundo: aparte de compartir un poderoso vínculo con Aureliano Segundo (su gemelo), tenía algo más en común con él, un amorío con Petra. Vendió sus gallos y financió el único barco que llegaba hasta Macondo. También se salvó de la masacre producida a raíz de las huelgas en las empresas bananeras. José Arcadio Segundo no tuvo hijos, pero su hermano, Aureliano Segundo, sí se encargó de seguir adelante con la estirpe.

Quinta generación: el principio del fin

  • Renata Remedios (Meme): conoció a Mauricio Babilonia, un aprendiz de mecánico con quien tuvo un romance, pero Fernanda los descubrió e ideó un plan para matarlo. Luego de atentar contra Mauricio, Fernanda envío a Meme a un convento donde dio a luz a un niño. Ella hizo un voto de silencio por el resto de sus días.
  • José Arcadio: siguiendo las costumbres religiosas impartidas por su madre, fue enviado a Roma para educarse e intentar convertirse en Papa. Lo cierto es que regresó pronto y encontró el tesoro tan buscado por su padre. Lo derrochó sobre todo teniendo sexo con menores, pero 4 de ellos lo ahogaron y lo robaron.
  • Amaranta Úrsula: ella se crío en Europa, dentro de un convento. Al crecer se casó con un aviador llamado Gastón y se regresaron a Macondo. Su esposo descubrió que tenía una aventura con un hombre del pueblo, Aureliano Babilonia, por lo cual se marcha del lugar y la abandona. Lo interesante es que su amante era el hijo de su hermana Meme, pero ninguno de los dos estaba al tanto. Amaranta murió dando a luz a otro niño producto de un incesto.

Sexta generación: el penúltimo descendiente

  • Aureliano Babilonia: una vez que se enteraron de su nacimiento en el convento, lo trajeron a Macondo para criarlo ocultando la información de su procedencia. Fue un hombre sabio, tanto, que pudo descifrar unos escritos elaborados por un conocido gitano llamado Melquíades. Cuando Aureliano Babilonia tradujo el texto, descubrió una profecía donde se explicaba el final de los Buendía y el pueblo entero.

Séptima generación: el final del árbol genealógico

  • Aureliano: el último con sangre Buendía. Como consecuencia del parentesco entre sus padres, el niño llegó al mundo con una especie de cola de cerdo. Al pequeño bebé se lo llevaron las hormigas y se lo comieron, marcando así, el final de toda la descendencia tal como lo profetizó Melquíades.

Así se terminan los Cien Años de Soledad de Gabriel García Márquez, con siete generaciones de acontecimientos inusuales y amores prohibidos.

Árbol genealógico ilustrado de Cien años de Soledad

Arbol genealogico ilustrado Cien años de soledad - completo
Arbol genealogico ilustrado Cien años de soledad – completo

¿Cuánto te gustó este artículo?

Votos: 1

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp

Otros artículos interesantes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *